Mayo 2016

Medicina con filosofía: entrevista a Francisco Verdú Vicente

Escrito por  José Luis Besteiro
Medicina con filosofía: entrevista a Francisco Verdú Vicente

El Dr. Francisco Verdú Vicente es licenciado en Medicina y Cirugía, doctor en Filosofía y Ciencias de la Educación, máster en Medicina Naturista, Homeopatía y Acupuntura por la Universidad de Valencia, diplomado en Lengua Jeroglífica Egipcia por la Facultad de Teología de Valencia, profesor en diversas universidades españolas de temas referentes a nutrición naturista, reflexología, iridología, osteopatía y cronobiología médica. Es colaborador de publicaciones en España, Italia y Alemania y ha publicado numerosos artículos y varios libros.

¿Qué importancia tiene para usted la filosofía?

Creo que es necesario mantener la filosofía como una disciplina fundamental para el ser humano. La filosofía ayuda a los seres humanos a conocerse a sí mismos, a los demás y a lo que les rodea.

¿Qué fue primero en su vida, la filosofía o la medicina? ¿Cómo las complementa?

Comencé a conocer algo de psicología de Jung, alquimia, astrología, tarot, enseñanzas de Gurdjieff y otras muchas disciplinas similares con unos diecisiete años. Tuve la suerte de conocer a grandes filósofos que me iniciaron en la búsqueda del conocimiento, especialmente mi queridísima Solveig Nordström, quien me enseñó el alfabeto griego cuando tenía unos siete años, y también la más grande médium que he conocido, María Jesús Ruiz.

Junto con otras personas con las que compartía los mismos intereses, utilicé la actitud filosófica a la hora de analizar las distintas escuelas de filosofía y a los distintos maestros. Años después obtuve el doctorado en Filosofía. También me impactó mucho conocer al Dr. Eduardo Alfonso, discípulo de Mario Roso de Luna, con el que pasé muchas horas hablando de temas médicos y filosóficos, ya que él era un gran médico naturista y filósofo. Prologó mi libro Iridología práctica, astroiridología, en el que afirmo que la astrología médica es muy útil para el pronóstico en medicina. He podido establecer la relación del iris con el zodíaco y con los diversos órganos humanos. Hoy en día mis teorías circulan por todo el mundo, especialmente por Alemania e Italia y también las he visto traducidas en ruso por Internet.

¿Qué disciplinas médicas desarrolla en su consulta?

Estoy especializado en Medicina Naturista en todas sus vertientes. Especialmente ayudo a los pacientes en temas de nutrición vegetariana, y trabajo como especialista en ayunos desde hace unos veinte años. Utilizo también acupuntura, homeopatía, osteopatía, iridología, reflexología podal, auriculoterapia y astroiridología, que es mi especialidad, al unir el saber de la iatromatemática (astrología médica) con la iridología.

¿Qué importancia tiene la filosofía para ejercer la medicina?

La relación médico-paciente está basada en los principios de la filosofía, ya que tanto los pacientes como el médico quieren saber (filo-sofía) lo que ocurre, para solucionar el problema. En sus orígenes, la medicina estaba unida a la filosofía. Por eso la mayoría de los grandes filósofos griegos cultivaban técnicas muy saludables, como la dieta, el ejercicio, la respiración, etc. Hoy en día se ha impuesto la tekné y ha predominado en detrimento de una medicina más humanista. Pero cada vez más profesionales estamos por la labor de recuperar esa magnífica unión entre medicina y filosofía. Mis estudios de filosofía y de culturas comparadas me han ayudado muchísimo a la hora de orientar a los pacientes y también a los alumnos en cuestiones como la actitud frente a la muerte, cómo orientar sus vidas, aprender de la enfermedad, etc.

¿Qué aspectos cree que habría que mejorar en la medicina actual?

entrevista francisco verdu 2Creo que la medicina actual está dando unos cambios favorables inauditos. Las últimas directrices de la OMS intentan incorporar las medicinas complementarias en los planes de salud. Además, la OMS está hablando sobre los efectos nocivos de las carnes procesadas, a pesar de los fortísimos intereses que desde siempre han intentado bloquear esa información, cuando se sabía desde hace unos cuarenta años por lo menos.

Para mejorar la medicina habría que priorizar la vocación de los profesionales sanitarios y no dar exclusiva importancia a las mejores notas, ya que muchas veces lo único que implican es una buena memoria. La inteligencia es mucho más y la inteligencia afectiva, mucho más aún. Se deberían incluir las técnicas energéticas en las terapias, ya que se están aplicando con éxito en muchos hospitales. Es una lástima que en la salud pública no se incluya la acupuntura, el qi gong (chi kung) o los masajes, como en China, por ejemplo. La reflexología podal ha demostrado su eficacia, la osteopatía, el ayuno terapéutico, la homeopatía, así como otras disciplinas. Y sobre todo, sería imprescindible que la dietética naturista formara parte de los planes de estudio en la carrera de Medicina, ya que existe un tremendo vacío en este campo. La bromatología se estudia en Veterinaria y no se estudia en Medicina, siendo eso un absurdo.

¿Por qué cree que en nuestro tiempo hay tantas enfermedades raras?

Muchas enfermedades denominadas raras no lo son. Antiguamente se pensaba que las proteínas no se acumulaban en el organismo y, por lo tanto, se creía que se podía comer carne y proteínas animales sin pensar en sus consecuencias. Pero hoy en día se sabe que las proteínas se acumulan en forma de colágeno en la membrana basal de los vasos, inflamándolos y alterando la ecología de los tejidos adyacentes. Se denomina colagenosis. Y la inmunología ya ha definido desde hace tiempo de la misma forma las enfermedades causadas por inmunocomplejos. Todas estas enfermedades se pueden prevenir y en muchos casos mejorar o incluso curar casi exclusivamente con la alimentación. Algunas de ellas son la psoriasis, el lupus eritematoso sistémico, la colitis ulcerosa, la enfermedad de Crohn, la fibromialgia, artritis, hipertiroidismo, hipotiroidismo, esclerosis en placas, esclerosis lateral amiotrófica, etc.

La dieta tan excesiva en carnes, embutidos, etc., contribuye en gran medida a la aparición del cáncer y quizás también de otras muchas enfermedades. Por eso la alimentación basada en dietas limpias es absolutamente necesaria si se quiere tener salud.

Por otra parte, el uso indiscriminado de productos químicos en la agricultura parece que influye en la aparición de enfermedades. Por eso es también imprescindible consumir productos ecológicos.

Quizás también tenga que ver la falta de valores en nuestra sociedad actual, el vivir una vida superficial basada en la economía y en la tecnología, la competitividad, el excesivo culto a la imagen exterior en detrimento de los valores internos del individuo y la pérdida del sentido. Si la vida no tiene sentido aparece la enfermedad. Y nuestra sociedad lo ha perdido en gran medida.

¿Cuál es la mejor actitud del enfermo para poder superar la enfermedad ?

Como médico naturista dedico mucho tiempo al paciente en la confección de la historia clínica, y puedo asegurar que en la mayoría de los casos, la enfermedad surge asociada a un conflicto psicoemocional, ya sea de tipo familiar, profesional, un deceso, una separación, etc. Pero además, tenemos que pensar en cuál puede ser la causa de dicha enfermedad y actuar en consecuencia. Por ejemplo, un cambio en las pautas alimenticias evita muchas patologías. En el caso de que el paciente tenga una enfermedad, habría que tratar de encontrar el sentido a dicha enfermedad. Hay muchísimos casos de pacientes que han padecido una enfermedad invalidante para poder andar y gracias a eso han podido conocer otras disciplinas que luego han sido fundamentales en su vida. O con su experiencia han podido ayudar a otras personas a superarlas. Siempre creo que hay una salida.

Pero antes de nada hay que probar con los tratamientos y terapias que por experiencia hayan demostrado su eficacia, aunque no sean las convencionales.

¿Qué importancia tiene el inconsciente en nuestra vida?

En primer lugar, hay que diferenciar entre el inconsciente personal y el inconsciente colectivo. El inconsciente personal de Freud es muy importante a la hora de tratar muchas enfermedades o conflictos de situaciones que han quedado olvidadas desde la infancia y que han tenido una repercusión negativa en nuestra vida: complejos de Edipo, de Electra, ciertas neurosis, complejos, etc.

Pero el inconsciente colectivo de Jung amplía enormemente el tipo de situaciones ante las que nos podemos encontrar. Abarca prácticamente todos los campos, desde una posible explicación a la esquizofrenia hasta entender muchos fenómenos paranormales a los que se enfrenta hoy en día incluso la física cuántica. La sincronicidad es un fenómeno de unas consecuencias extraordinarias. Ayuda a entender lo que perseguían los alquimistas en la Edad Media, el misterium coniunctionis, el proceso de individuación. La psicología analítica de Jung nos ayuda a comprender los grandes cambios que se están produciendo y se van a producir cada vez más en nuestra sociedad gracias al cambio de era de Piscis a Acuario. Jung da claves para comprender estos posibles grandes cambios para la Humanidad. En nuestra vida cotidiana deberíamos dar más importancia a los sueños y a las sincronicidades que nos ocurren. Todo está interconectado, tanto el mundo interior como el exterior.

Como escritor de artículos y libros, ¿qué temáticas ha desarrollado? ¿Qué próximos escritos está preparando?

Empecé por un trabajo en 1981 titulado Bases conceptuales para una adecuada introducción a la Astrología. Desde entonces no he parado de publicar trabajos de astrología, medicina e investigación. Hace algunos años representé a España en el congreso internacional en Essen sobre astrología y presenté mi relación del iris con el zodíaco, y posteriormente participé en una publicación sobre astrología y medicina de la editorial alemana Quirón; luego, se publicó en Italia. Pero fue mi tesis doctoral Astrología y hermetismo en Miguel Servet lo que me llevó a profundizar en muchas disciplinas relacionadas con la astrología y la medicina; la editorial Erasmus-El Cobre me publicó un resumen de la tesis. Tengo que agradecer la ayuda incondicional de mis directores de tesis, los profesores Carlos Mínguez Pérez y Juan Manuel del Estal.

También he publicado algunos trabajos de medicina, por ejemplo, en la revista Cuadernos de Simbología y Naturismo, y he colaborado en el libro Atlas ilustrado de medicinas alternativas.

Últimamente estoy trabajando en el segundo y tercer volumen de mi trilogía Harmonices Mundi Restitutio. El primero se titulaba Número y psique, astroiridología. Y ahora escribo sobre los orígenes de la astrología en el antiguo Egipto. En el tercer volumen voy a tratar temas de mucha actualidad, como algunas paradojas matemáticas, de filosofía de la ciencia y de cuestiones relacionadas con los avances de la ciencia en neurología, física, etc., porque creo que hay que recuperar la idea de que hay una armonía en el mundo y demostrar que es cierto.

Como estudioso del antiguo Egipto y médico, ¿qué destacaría de la civilización egipcia?

En mi tesis doctoral trato de demostrar que las bases de la astrología están en la propia estructura de la lengua jeroglífica. Los egipcios, al verse invadidos, eliminaron muchos de sus secretos, pero no pudieron esconder lo que se puede deducir de la estructura y del simbolismo de su propia escritura jeroglífica. Estoy convencido de que desarrollaron la astrología con la idea de demostrar que existe un alma que se incorpora al recién nacido al nacer y comenzar a respirar. Y esa alma es la que al fallecer podría viajar y desplazarse por el espacio. La astrología demuestra que no es lo mismo nacer el 18 que el 24 de junio, teniendo la misma genética; por lo tanto, ha de existir algo que se incorpora al recién nacido y, probablemente, al comenzar a respirar.

Los escritos del Corpus Hipocraticum fueron copiados de textos médicos egipcios mucho más antiguos. La medicina actual debe mucho a los médicos egipcios. Fueron los griegos y los árabes los que difundieron las ideas médicas del antiguo Egipto en España, que luego se difundieron por Europa. En el templo egipcio de Kom Ombo ya aparecen una serie de instrumentos quirúrgicos muy parecidos a los que se utilizaban hasta hace poco en cirugía.

Para encontrar sus escritos en GOOGLE: francisco tomas verdu vicente dialnet

Correo electrónico de contacto: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Inicia sesión para enviar comentarios