Enero 2007

El calentamiento de la Tierra

Escrito por  Juan Carlos del Río
El calentamiento de la Tierra


Permítanme que reconozca algunas dudas, pues no tenemos datos históricos, acerca de si realmente la Tierra está sufriendo un “calentamiento global” o todo es una exageración con no sabemos qué intereses.

Esta discusión sería más propia de una sección de geopolítica, más que ésta dedicada a mostrar los últimos avances científicos. Suponiendo que sea cierto, ¿qué están haciendo los investigadores para paliar este fenómeno?

No me refiero a tratar d buscar energías alternativas que no dañen la capa de ozono o a parar el desarrollo industrial y consumir menos de todo, sino a otras soluciones mucho más imaginativas. Aunque a algunos lectores les parezca así, este artículo no es ciencia ficción, sino las investigaciones de una nueva ciencia que ha sido llamada geoingeniería o “ingeniería planetaria”, es decir, la aplicación de la tecnología con el propósito de influenciar en las propiedades globales de un planeta.

- Enterrar el dióxido de carbono

Experimento que ya se está realizando en Canadá, donde se han bombeado 6 millones de toneladas de gas licuado. Todo ello con la esperanza de que no se filtre poco a poco y vuelva a la atmósfera.

- Filtrar el CO2 del aire

Con filtros de hidróxido de sodio o de calcio, se puede separar el CO2 del aire, a pequeña o gran escala con depuradores de aire. El problema es que se gasta mucha energía con este filtro.

- Producir plantas que absorban el dióxido de carbono

Una idea es fertilizar el mar con hierro, creando extensas floraciones de plantas que absorberían el dióxido de carbono y que, al morir, sean arrastradas al abismo. Según el oceanógrafo John Martin la flora marítima es “anémica”, y con un poco más de hierro se podría aumentar enormemente la producción de plancton.

- Convertir el CO2 en piedra

Con agua rica en dióxido de carbono y otros elementos químicos se puede crear carbonato
 de calcio, piedra caliza. La Naturaleza lo hace muy lentamente, pero investigadores de la Universidad de Arizona están probando con algunos catalizadores, con minerales como la serpentina o la olivita para producir carbonato de magnesio. El problema es que se necesita una alta temperatura, y para conseguirlo quemar más combustibles fósiles.

- Manipular las nubes para hacer que reflejen más luz del sol

El Dr. Broecker de la Universidad de Columbia ha propuesto mandar a la estratosfera toneladas de dióxido de sulfuro, como hacen los volcanes al entrar en erupción. El problema es que podría aumentar la lluvia ácida. También se ha intentado con pequeñas partículas de sal.

- Convertir la superficie terrestre en un espejo

Poner, por ejemplo, cintas o películas reflectantes en los desiertos, o islas plásticas blancas flotando en los océanos.

- Construir sombrillas en órbita para reflejar parte de la luz solar

Roger P. Angel, astrónomo de la universidad del Arizona, ha ideado un plan para poner en órbita miles de millones de pequeñas lentes que reflejarían la luz del sol evitando que llegaran a la Tierra. Serían de medio metro de ancho, pero muy ligeras de peso.

Juan Carlos del Río

Fuentes:
New York Times, Popular Science, Tendencias de la Ingeniería

Inicia sesión para enviar comentarios